Webinar olivar 22/abril MB 900*96

Actualidad

Welaser, agricultura sin herbicidas

Welaser, agricultura sin herbicidas

Un consorcio internacional de diez entidades de ocho países europeos ha desarrollado Welaser, una herramienta para eliminar las malas hierbas sin utilizar herbicidas.

Bajo el nombre Welaser, el prototipo generado por el consorcio incluye un vehículo autónomo dotado de un potente sistema de detección basado en inteligencia artificial. El sistema toma imágenes y procesa datos para distinguir y localizar las malas hierbas.

Una vez localizadas, el vehículo dirige un láser de fibra de alta potencia y lanza pulsos de energía muy precisos que suponen un tratamiento contra la maleza altamente eficaz. La gestión de datos se gestiona mediante una arquitectura de computación en la nube y el sistema incluye la tecnología IoT.

Pese a que se cumplen ahora tres años desde que el proyecto se está llevando a cabo, se encuentra en una fase incipiente y necesita de más desarrollo.

Algunos de los puntos clave para fases posteriores son la optimización del tiempo para trabajar en campo, mejorar el manejo y conectividad del prototipo y conseguir reducir los costes de producción para lograr un modelo que pueda ser comercializable en el

Entre las entidades de Alemania, Dinamarca, Francia, Polonia, Bélgica, Italia y Países Bajos que forman parte del consorcio se encuentran dos españolas: el Centro de Automática y Robótica perteneciente al CSIC y coordinador del proyecto y la Coordinadora de Organizaciones de Agricultores y Ganaderos (COAG).

Para Pablo González de Santos, del Centro de Automática y Robótica del CSIC, coordinador del proyecto, «Welaser ha sido una perfecta colaboración entre organizaciones punteras en cada uno de sus campos de trabajo, lo que ha hecho posible disponer de las últimas tecnologías y avances necesarios para el desarrollo de un proyecto tan vanguardista y necesario».

Sólo en Europa se utilizan cada año alrededor de 130 millones de toneladas de herbicidas sintéticos (sin contar otros productos químicos), sustancias que, cuando se aplican, no discriminan entre plantas beneficiosas e insectos del suelo que no son su objetivo y que, además, pueden producir efectos sobre la salud de los animales y de los seres humanos.

«El consorcio Welaser está motivado para adoptar métodos agrícolas más inteligentes y construir sistemas de producción de alimentos más sostenibles preservando el medio ambiente y la salud. Welaser abre una opción confiable y segura y ofrece avances para resolver un problema global», explica González de Santos.