Confia en Michelin MB 900*96 5-11/12

Actualidad

Combinar la producción forestal y el pastoreo para resistir al cambio climático

Combinar la producción forestal y el pastoreo para resistir al cambio climático

El centro tecnológico Neiker, miembro de Basque Research and Technology Alliance (BRTA), busca nuevos métodos para lograr que las masas forestales de las zonas atlánticas y subatlánticas sean más resistentes al cambio climático, a la vez que se hace un uso ganadero de los bosques, evitando incendios, aumentando la biodiversidad y garantizando la aportación de servicios ecosistémicos (como la regularización del flujo de agua o la protección del suelo).

Esta iniciativa, que acaba de comenzar y se extenderá hasta 2027, se centra en la aplicación de medidas silvopastorales que promueven, además, el desarrollo de la economía rural y local, es decir, se combinan la producción forestal y el pastoreo en una misma superficie del terreno para crear oportunidades y aumentar la rentabilidad.

El estudio LIFE Silfore desarrollará una red de demostradores en cuatro regiones del área atlántica-subatlántica que abarcan un total de 92,4 hectáreas: será en el norte de Portugal, Galicia, Asturias y Euskadi. De esta manera, se incluye una gran parte de la variedad ecológica de los bosques de las zonas atlánticas-subatlánticas y socioeconómicas.

Concretamente, en Euskadi se plantean dos demostraciones. La primera, en el municipio vizcaíno de Orozko, se centra en transformar un pinar a un bosque mixto e introducir animales. La segunda, por su parte, implementa el silvopastoreo en bosques frondosos de roble, característicos de la zona subatlántica de Euskadi, en Jauregi y Azilu (Álava).

Isabel Albizu, coordinadora del proyecto e investigadora del Departamento de Conservación de Recursos Naturales de Neiker, prevé entre los resultados “una reducción de volumen de biomasa combustible en un 40-60%” y, por lo tanto, “un menor riesgo de incendios, así como una reducción de la huella de carbono en las explotaciones ganaderas”.

Albizu ha añadido que el proyecto contribuirá a “aumentar la diversidad de especies arbóreas con distintas tolerancias a sequías, lo que ayudará al mantenimiento de la masa forestal y reducirá la expansión de enfermedades que afectan a los árboles”.

 

LIFE Silfore: bosques resilentes y ganancias para el entorno rural

Además de demostrar el aumento de la resistencia de los bosques ante los efectos del cambio climático, el proyecto permitirá diversificar las ganancias de las zonas arboladas por el aprovechamiento de la madera y la producción animal.

“El pastoreo puede aportar beneficios a la producción forestal con la fertilización de los suelos por parte de los animales, y la mayor superficie destinada al pastoreo puede aumentar el grado de autonomía forrajera y la diversidad de la dieta de los animales, lo cual supone un ahorro considerable al reducir los gastos de alimentación”, ha explicado Albizu.

Además, las demostraciones se plantean con animales de razas autóctonas en peligro de extinción, rústicas y bien adaptadas al medio. En el caso de Euskadi, se trata de vacas de la raza Terreña y de ovejas Sasi Ardi, además de pottokas.

El proyecto europeo también tendrá un impacto positivo para el conjunto de la sociedad, ya que los bosques ocupan aproximadamente el 30% de la tierra y actúan como depósitos de biodiversidad. Proporcionan una amplia gama de servicios ecosistémicos clave, como la regularización del flujo de agua o la protección contra la erosión del suelo, entre otros.

Por lo tanto, la iniciativa permitirá mejorar la rentabilidad económica, social y ambiental de los bosques a la vez que se aumentarán las ganancias de los habitantes del entorno rural creando empleo, luchando contra el despoblamiento de las zonas rurales, disminuyendo el riesgo de incendios y abaratando los costes de mantenimiento.

Liderado por Neiker, LIFE Silfore cuenta con la participación de cuatro socios: Instituto Politécnico de Bragança (Portugal), Agencia Gallega de la Calidad Alimentaria, Servicio Regional de Investigación y Desarrollo Agroalimentario del Principado de Asturias y Universidad de Santiago de Compostela. Además, en Euskadi están involucradas las administraciones propietarias y gestoras de las masas forestales (Ayuntamiento de Orozko y Juntas administrativas de Jauregi y Azilu para las demostraciones de Euskadi) y administraciones gestoras (Dirección de Montes de la Diputación Foral de Bizkaia y de Álava).

El proyecto cuenta con un presupuesto total de 2.599.081,36€ y está alineado tanto con los objetivos generales del programa LIFE, como con las prioridades del subprograma LIFE de Acción por el Clima.