Vantage MB 900*96 11-24/10’21

Comunidad

Digitalizar e informatizar el riego en cultivos hortícolas y viñedos

Digitalizar e informatizar el riego en cultivos hortícolas y viñedos

La llegada de nuevas generaciones de agricultores está acelerando la migración digital del sector e impulsando la presencia de soluciones digitales en el sector agrícola. Un ejemplo de ello es el sistema Spherag. Pedro Belzunce, técnico de campo de Grupo AN Sociedad Cooperativa, y José Antonio Briz, director general de Grandes Vinos y Viñedos, lo han integrado en sus fincas. Este es un sistema que aúna hardware y software para monitorizar y operar de forma remota y en tiempo real sobre una finca o campo de cultivo.

Elena Martín Seseña. Redacción.

Aunque tradicionalmente han existido soluciones de riego inteligente basadas en sondas y estaciones meteorológicas, la aparición y expansión de tecnologías como el cloud computing o computación en la nube, han permitido crear nuevas herramientas de gestión en tiempo real totalmente autónomas e impulsadas por el Internet de las Cosas (IoT) y la Inteligencia Artificial, entre otras tecnologías.

Spherag es una solución integral conformada por una serie de dispositivos IoT que se despliegan sobre el terreno y que se conectan a una plataforma de gestión autónoma y bidireccional, dotada de algoritmos de inteligencia y recomendación basados en la nube.

Esta permite monitorizar un campo de cultivo – gracias a imágenes e índices satelitales, previsión agro-climática y vinculando sensores –, al tiempo que ofrece al agricultor la posibilidad de actuar sobre la finca en base a los parámetros monitorizados, o incluso automatizando esa actuación sobre el riego o fertirriego según valores. Además, no requiere de conexión eléctrica ya que se alimenta de energía solar.

Pedro Belzunce, es ingeniero técnico agrícola y trabaja en el Grupo AN Sociedad Cooperativa. Esta es una cooperativa de Navarra, ubicada en el municipio de Tajonar, que está implantada en toda España con una base social de cerca de 42.000 agricultores y ganaderos. En la actualidad, Pedro está al mando de una finca entre Tudela y Castejón, en la que hay 90 hectáreas de frutales y 125 hectáreas de horticultura en transformación a ecológico, todas ellas en regadío.

De estas, destacan dos parcelas alejadas de la base de operaciones de la cooperativa, una de tomate y otra de pimiento de piquillo (ambos cultivos para industria) donde han implantado Sphera. “Para no estar desplazándonos constantemente al campo necesitábamos un sistema a través del cual pudiéramos controlar los riegos desde el portátil y/o el teléfono de una forma rápida y sencilla”, ha avanzado Pedro.

Esta propuesta supone simplificar el proceso de automatización de una finca, haciéndola accesible para cualquier persona que quiera implementar una gestión automatizada y facilita el acceso telemático a herramientas digitales. Gracias a ella el técnico de campo o el propio agricultor tiene contacto en tiempo real con su finca permitiendo adaptar la gestión a las necesidades reales del cultivo.

 

El poder de la digitalización

Según Pedro, esta tecnología ofrece una digitalización del riego muy sencilla e intuitiva. “Spherag está adaptado a cualquiera que sepa utilizar un ordenador una Tablet o un Smartphone”, ha afirmado Pedro añadiendo que, de cara a futuro, en su finca, están pensando colocar una estación climatológica en la finca y que esta esté conectada a este sistema para que, a través de sensores de humedad y temperatura, se pueda regar de forma completamente autónoma.

“Spherag nos ofrece ahorro de tiempo y personal, ya que hasta ahora para controlar los riegos hemos utilizado la programación, pero para cambiar el programa teníamos que enviar a una persona para que lo hiciera in situ, desplazándose hasta la finca a unos 12 – 15 km. De esta forma, yo mismo actúo desde el ordenador y eliminamos las barreras espacio – tiempo”, ha afirmado Pedro añadiendo que la inversión en esta tecnología es completamente asumible para cualquier agricultor.

Otra de las ventajas de este sistema es el ahorro de recursos hídricos gracias a la precisión y la inmediatez en la ejecución de todas las tareas. Además, Spherag está construida y alojada en la nube de Amazon Web Services (AWS), abriendo así un importante abanico de posibilidades, ligados principalmente a la gestión de datos e integración de información de terceras fuentes.

“La combinación de tecnología y sencillez de uso es uno de los principales atractivos de nuestra propuesta. Basta con conectar dos cables y la finca ya tiene su gemelo digital, monitorizada en tiempo real y ofreciendo la posibilidad de interactuar de forma bidireccional. Una instalación tipo, de por ejemplo 10 válvulas, bomba y agitador puede ser automatizada en una mañana”, explica Jesús Ibáñez, CEO de Spherag.

 

Spherag en el viñedo

José Antonio Briz es director general de Grandes Vinos y Viñedos, una bodega ubicada en Cariñena, Zaragoza. Ellos también tienen implantado el sistema Sperag en 75 hectáreas de viñedo ecológico de una bodega que compraron hace cuatro años y que forma parte de la Denominación de Origen Somontano (DO Somontano), (Huesca), concretamente, Bodegas Idrias.

“El cultivo ecológico no es sencillo ya que está expuesto a plagas y enfermedades a las que solo se puede hacer frente con productos de prevención (ecológicos). Muchas veces relacionadas con el abuso de riego, abonado, o cualquier mala práctica de cultivo. En este sentido y refiriéndome al riego, es favorable si contamos con un sistema automatizado ya que en nuestra finca tenemos diversas variedades de uva y cada una de ella necesita una cantidad de agua distinta. Sperag nos ha ayudado bastante a diversificar/sectorizar cada zona de cultivo”, ha destacado José Antonio añadiendo que en esta finca tienen 17 ha de Chardonay, 30 de Tempranillo, 13 de Merlot y 15 ha de Cabernet, con una producción aproximada de entre 250.000 – 300.000 kg.

“Con Sperag conseguimos ser más eficientes en el consumo del agua y no exponer a las distintas variedades a las mismas aportaciones, si no que, utilizando las válvulas de control, podemos hacer el aporte adecuado para cada una de ellas”, ha destacado José Antonio añadiendo que este sistema es una herramienta muy avanzada en el tiempo ya que transforma el proceso de riego y lo automatiza para facilitar el trabajo a cualquier agricultor. En Grandes Vinos y Viñedos llevan muchos años apostando por las nuevas tecnologías en sus cultivos. “Creemos que el mundo agrícola tiene que ir por el camino de la innovación, la tecnificación y, sobre todo, la digitalización”, ha apuntado José Antonio.

 

Agricultura inteligente y sostenible

“Spherag no es solo un programador remoto de riego, incorporamos bastantes funcionalidades como, por ejemplo, integrar sensórica de terceros, alertas en tiempo real si hay fugas o subidas repentinas de presión, modelos de cultivos con recomendaciones, información satelital o previsión agroclimática. Spherag propone un ecosistema que aglutina diferentes servicios intentando facilitar al agricultor el acceso a la información y pudiendo llegar a delegar totalmente la gestión de la finca. Además, este sistema tiene la capacidad de incorporar sensórica local (caudal, presión, temperatura, HR, humedad del suelo, etc.) y está dotado de inteligencia local (Edge Inteligence) lo que le hace plenamente autónomo”, ha explicado Jesus.

El proyecto Spherag ha sido reconocido en diferentes certámenes internacionales, destacándolo como una de las 101 iniciativas en la pasada cumbre del clima #COP25, siendo premiada como una de las novedades tecnológicas en una de las principales ferias agrícolas en Europa, FIMA’20, y también el premio ABB Digital Awardsen la categoría de “Pymes y Emprendedores/Start-ups”.

Para el equipo de Spherag, el compromiso medio ambiental es una prioridad clave. “Por esta razón los dispositivos son 100% solares, por eso proveemos herramientas que mejoren la monitorización de conducciones hidráulicas, y ofrecemos mecanismos que ayuden al agricultor a optimizar el consumo hídrico”, señala Ibáñez al respecto.